Tu centro de idiomas y apoyo escolar desde 1988

Formación empresas

Gran parte de la actividad de Concorde Language School se ubica fuera de nuestras instalaciones, en empresas de distintos sectores. Somos conscientes de que en algunos casos los cursos generales no satisfacen, por exceso o por defecto, a los profesionales que necesitan aprender un idioma como herramienta de trabajo. Por ello hemos desarrollado cursos específicos orientados al mundo laboral, que preparan al profesional ante las distintas situaciones que surjan en su rutina laboral: llamadas de teléfono, correspondencia comercial, recibimiento de visitas, presentaciones, viajes, negociaciones, etc…

  • Cursos de idiomas para empresas
  • Cursos dirigidos a grupos profesionales: Ingenieros, Médicos, Filólogos, Banca, Hacienda…(según demanda).
  • Cursos de preparación para cualificaciones profesionales: Filología, Traducción e Interpretación, Turismo, Ingenierías, Empresariales, Comercio… (según demanda).

Con objeto de garantizar que los cursos resulten enteramente satisfactorios, aplicamos a cada uno de ellos el siguiente proceso de Planificación, Desarrollo y Evaluación.

A la hora de diseñar un curso tenemos en cuenta dos factores clave:

  • La evaluación del nivel de los alumnos
  • Las necesidades y objetivos de los mismos

Los grupos se formarán según estos criterios, para ser lo más homogéneos posible. Por ello antes de comenzar el curso, los alumnos realizarán una prueba escrita y otra oral, y rellenarán un cuestionario en que reflejen sus objetivos y expectativas.

Nuestro equipo didáctico, la persona encargada de impartir el curso y la coordinadora, elaborarán un programa que se adapte a dicho grupo o alumno y a su sector. Por supuesto, este programa será flexible, y podrá estar sujeto a todos los cambios pertinentes. La comunicación constante y directa entre la persona que imparte el curso, la dirección de Concorde, y la persona responsable de Formación en la empresa garantizará que los cursos se adapten siempre a las necesidades del alumno.

Nuestro objetivo es la mejora real de la capacidad de comunicación del alumno, proporcionándole las herramientas lingüísticas que necesite en las distintas situaciones y contextos en que se pueda encontrar.

Duración

Exceptuando los cursos intensivos, cuya naturaleza exige un enfoque centrado en objetivos muy determinados, nuestra acción formativa no se caracteriza por una relación fija hora/concepto asimilado; cada persona y cada grupo tienen su propio ritmo de aprendizaje, y nosotros nos adaptamos para asegurar resultados motivadores. Este planteamiento permite que el alumno vaya percibiendo su avance en plazos determinados, pero con la seguridad de disponer del tiempo que requiere una formación adecuada. A la vez, trabajar con un sector determinado nos permite centrarnos en objetivos concretos sin renunciar por ello a un dominio amplio y real del idioma.

Ofrecemos flexibilidad de horarios, para adaptarnos al ritmo de trabajo de nuestros alumnos, y la opción de la empresa sobre clases dentro o fuera del horario laboral.

Metodología

Nuestra metodología es esencialmente comunicativa, insistiendo en la participación activa de todos los alumnos utilizando siempre el idioma que se está aprendiendo.

La experiencia y especialización de nuestro personal formativo asegura que las clases serán estimulantes, motivadoras y, sobre todo, efectivas.

Los alumnos perciben desde el principio su avance, gracias a las clases prácticas y activas. La acción formativa se centra en las necesidades reales que surgen de la experiencia diaria del trabajador.

El comprobar que se están tratando contenidos útiles, tanto de gramática como de léxico, estimula y motiva al alumno, reforzando la utilidad y sentido práctico de poder comunicarse en otra lengua con personas de otras culturas y países.

Por otro lado esos contenidos esenciales se completan con un conocimiento “real” de la lengua, para lograr soltura, espontaneidad y recursos expresivos. Los temas se tratarán de forma muy dinámica y amena, de forma que el alumno participe y se sienta incluido en la experiencia.

Los recursos multimedia que suelen acompañar a los cursos le dan al alumno la oportunidad de usarlos fuera del aula para poder trabajar y reforzar los temas presentados en clase.

Estableceremos un doble control:

1. Del avance del programa

Necesitamos conocer la marcha del programa, ver si los objetivos son pertinentes, si las actividades son adecuadas y si éstas son suficientes. Para ello contamos con Cuestionarios de Control de Calidad y Satisfacción elaborados por nosotros, si la persona reponsable de Formación de la empresa lo considera oportuno.

En todo momento, el seguimiento constante de la marcha del curso, y la comunicación fluida entre el profesor, la dirección y el departamento de Formación, permitirá tomar las acciones oportunas en cuanto sea necesario.

2. Del progreso de los alumnos

Por un lado se entregarán Informes Mensuales de Asistencia, que se completarán con Informes Trimestrales de Aprovechamiento, que estarán a disposición de los alumnos y de la empresa si así lo solicita.